El mito de la sachamama

» » El mito de la sachamama

¿Alguna vez escuchaste hablar acerca del mito de la sachamama?

Se trata de probablemente, uno de los mitos más interesantes que ofrece la literatura peruana. De hecho, la sachamama, no es más que una serpiente que se afirma crece cada año más y algunas de las personas que desagraciadamente, se han topado con ella, expresan temerosos como la serpiente puede medir más de 20 metros.

El-mito-de-la-sachamama

La leyenda de la sachamama afirma que en los lejanos bosques de la Selva de Perú, si te encuentras perdido o simplemente te alejas de tu grupo de turistas, puedes toparte con una de las serpientes que allí habita desde hace más de 2000 años. De hecho, esta una de las singularidades de esta serpiente es que, debido a su increíble peso, ya no cuenta con las suficiente capacidad para reptar a través de la selva. Por ello, debe esconderse en lo profundo de cuevas o lugares escondidos, al acecho de sus presas.

Se trata de una serpiente que presenta cualidades divinas y es venerada por tribus alejadas, que la utilizan para defender a sus cosechas, poblaciones en general y también, hacer frente a aquellos que quieren destruir su hábitat dentro del amazonas peruano.

Existen multitud de incidencias como por ejemplo, desapariciones que se piensa, han sido debidas a la acción de este milenario animal.

Un buen día, un grupo de 12 turistas se encontraban haciendo fotografías en las selvas de Perú y, después de una misteriosa llamada de móvil, pidiendo ayuda a las autoridades de la ciudad, cuando llegaron al lugar en el que se encontraban, solamente percibieron la existencia de un teléfono móvil y algunos restos de las ropas que llevaban, pero nunca más volvieron a ver al grupo de los 12. Desde entonces, los lugareños tienen muchísimo miedo, porque piensan que la sachamama está enfadada con ellos por haber permitido la entrada a personas a sus dominios y que los fotografiasen.

Cada año, ganado de las poblaciones de alrededor y también, turistas despistados, desaparecen en la jungla de Perú. Los hay que afirman que simplemente se perdieron en las enormes extensiones de terreno. Sin embargo, lo llamativo de todo esto, es que suelen encontrarse algunos aparatos como son por ejemplo, dispositivos electrónicos, gorras u otras prendas de ropa, pero nunca más se vuelve a ver a los turistas.

Si por algún motivo, decides emprender un viaje a la amazonía peruana, ten mucho cuidado con separarte del grupo o podrías conocer, de cerca, a esta terrible serpiente conocida en el lugar por sus temibles acciones.

Usamos cookies propias y de terceros, si continuas utilizando este sitio aceptas el uso de cookies. más información